Reducir los factores de riesgos cardiovasculares de forma natural.

Reducir los factores de riesgos cardiovasculares de forma natural.

cardioEn el mundo occidental, las enfermedades cardiovasculares representan la primera causa de muerte en la populación adulta1. El proceso fisiopatológico subyacente a muchos problemas cardiovasculares es la formación de la placa arteriosclerótica en las paredes de las arterias que estrecha el calibre de las arterias y reduce el flujo de sangre a los órganos y tejidos. Frecuentemente, en la placa se forma un trombo que interrumpe completamente el flujo de sangre a los órganos  y conduce a manifestaciones clínicas como el infarto del miocardio o el ictus cerebral.

Varios factores contribuyen a la formación de la placa arteriosclerótica. Entre ellos cabe destacar, además de factores genéticos, el colesterol (en particular la fracción conocida como LowDensityLipoproteins o LDL), la hipertensión, la diabetes, la obesidad, el estilo de vida, el fumo y la alimentación. Estos factores están todos relacionados entre ellos y contribuyen, de forma sinérgica al desarrollo de la placa arteriosclerótica. De todas formas, con un estilo de vida y una alimentación cardiosaludable, podemos actuar sobre estos factores y reducir la probabilidad de desarrollar la placa arteriosclerótica y consecuentemente prevenir o retrasar significativamente el desarrollo de enfermedades cardiovasculares. Los ejes más importantes de una eficaz prevención cardiovascular son:

Actividad física regular. Una actividad física regular y personalizada a la situación de salud de cada persona es fundamental para la prevención de problemas cardiovasculares. La práctica de un deporte y el ejercicio físico ayuda a  perder peso, reducir los niveles de colesterol y los valores de la tensión arterial, etc. Para conseguir estos resultados pero es importante practicar una actividad física de forma regulare integrar el ejercicio físico en nuestra rutina diaria2.

Alimentación cardiosaludable. Una buena alimentación para prevención de enfermedades cardiovascular tiene que aportar una cantidad de calorías adecuada a cubrir las necesidades energéticas  de cada persona e incluir alimentos ricos de factores cardioprotectores como los antioxidantes, las grasas omega 3, etc. que se encuentran principalmente en las verduras, frutas y pescados3. Particularmente útil resulta integrar la alimentación con específicos complementos nutricionales con demostrada actividad cardioprotectora.

El Gemachol es un complemento alimenticio a base de extractos de cornamentas de ciervo que contribuye a normalizar los niveles de colesterol y los valores de la tensión arterial y a reducir varios factores de riesgo cardiovascular. Usado de la forma correcta y a las dosis recomendadas, el Gemachol puede ser un importante aliado para nuestra salud cardiovascular.

 

  1. Organización Mundial de la Salud. Las 10 causas principales de defunción en el mundo. www.who.int/mediacentre/factsheets/fs310/es/
  2. Organización Mundial de la Salud. Recomendaciones Mundiales sobre actividad física para la salud. Organización Mundial de la Salud 2010
  3. Sala-Vila A., Estruch R., Ros E. New insightsintothe role of nutrition in CVD prevention. Curr. Cardiol.

 

Aviso. La información contenida en esta articulo tiene carácter meramente informativo y no puede ser considerada como sustitutiva de la prescripción, diagnostico o tratamiento médico. Si tiene cualquier enfermedad o dolencia le recomendamos que consulte con un profesional de la salud.

 

Share
Share